El domingo voy a ir a votar.

El domingo voy a ir a votar. Votar en las elecciones es un derecho constitucional que ejercer y un deber que cumplir de modo responsable. Se trata de algo tan importante como encomendar el buen gobierno del país a legisladores y gobernantes que habrán de organizar y promover el bien común, es decir, unas condiciones políticas, sociales y económicas que hagan posible el desarrollo de la vida de las personas de manera acorde con la dignidad de cada una de ellas. Con nuestro voto, los ciudadanos contribuimos de manera decisiva a la consecución de estos objetivos trascendentales.

Es comprensible que algunos se sientan inclinados a abstenerse de emitir su voto, cuando comprueban que ningún partido ofrece el programa que ellos desearían o, simplemente, no confían en aquellos que nos representan. Sin embargo, es necesario hacer un esfuerzo y optar por el bien posible, pues pienso todos nosotros, toda la sociedad, somos responsables de los problemas de nuestro país. No seamos ciudadanos pasivos, tampoco eludamos nuestra responsabilidad culpando a otros. Así que os animo a ejercer este derecho con responsabilidad el próximo 20-N y legitimemos a las personas que queremos que nos representen.

Votemos sí, pero por encima de todo, al menos desde ese día y en adelante, seamos profesionalmente responsables, sabiamente responsables, amigablemente responsables, familiarmente responsables, socialmente responsables, respetuosamente responsables, honestamente responsables, humanamente responsables, solidariamente responsables… Sólo así haremos un mundo mejor.




Deja un comentario.