SE IMPONE LA REFLEXIÓN.

He tenido conocimiento del hecho últimamente ocurrido en nuestro Ayuntamiento con la posible anulación final del Pleno Municipal de fecha 30-06-de 2.011 lo cual me ha causado bastante preocupación.

"ayuntamiento de Bonares1"

SE IMPONE LA REFLEXION.

.

"juan coronel"

Juan Coronel Martín

Recientemente a través de Internet y otros medios de comunicación, comentarios directos, etc., he tenido conocimiento del hecho últimamente ocurrido en nuestro Ayuntamiento con la posible anulación final del Pleno Municipal de fecha 30-06-de 2.011 lo cual me ha causado bastante preocupación.

De ser cierta la información que conozco y todo parece indicar que si lo es, considero que se ha hecho y sigue haciendo un uso inadecuado de lo que estimo que debe de ser la actuación de la Corporación Municipal, la cual debe de preocuparse de ver cómo puede incrementar el bienestar de los ciudadanos a quienes representa, intentar solucionarle los problemas comunes que los vecinos tengan planteados y no crearles otros nuevos.

Considero que si la causa del paso dado en este caso por parte del grupo municipal del Partido Popular es debido a que la citación para la convocatoria del Pleno antes reseñado, donde se incluía una serie de propuesta de interés municipal, relacionados con el organigrama de funcionamiento del Ayuntamiento y dedicación-asignación de cargos electos y grupos políticos, les llegó a dos de los cinco miembros del citado grupo con varias horas de retraso, si bien acompañada de la documentación de los temas a tratar por encontrarse cerrado los domicilios, estimo que no debe ser motivo para crear el que puede ser un problema de difícil solución para el Ayuntamiento de Bonares.

En este aspecto según la información que poseo, parece ser que la Policía Local pudo hablar con ellos exponiéndoles que no habían podido dejar la citación en sus domicilios por encontrarse cerrados y que estos les manifestaron que no se preocuparan que ya se los entregarían cuando salieran del Teatro-Cine donde los ediles se encontraban, hecho este que no ocurrió, si bien tanto los tres que recibieron la citación como los dos que por lo expuesto no la recibieron asistieron al Pleno en cuestión y participaron en la discusión de los puntos a tratar.

Con respecto a las citaciones de convocatoria de este Pleno, según la información que poseo, parece ser que la Policía Local también encontró cerrado el domicilio del edil del Grupo Andalucista Pedro Fernando Martín Velo, con el cual la Policía Local pudo conectar telefónicamente, dándose este por enterado y que la citación se la entregara al día siguiente como así sucedió. Circunstancia esta que se ha producido en más de una ocasión durante la actual etapa municipal democrática, sin que ocurriera lo que ahora ocurre.
Por otro lado quizá también la mayoría socialista de haberse percatado de lo que el hecho podía derivar, podía haberlo subsanado ya que cuenta con mayoría suficiente para ello, convocando un nuevo Pleno Municipal con el mismo Orden del Día aprobando al igual que antes todo el contenido del mismo.

Por lo que a mí respecta considero que el hecho sucedido no es motivo para crear un problema como el que hoy tiene planteado nuestro Ayuntamiento

Se imaginan ustedes que se anula todo lo que en aquel Pleno se acordó y como derivado de ello, casi toda la actividad municipal desde entonces realizada, ¿a dónde nos lleva esto?

Lo sucedido no ha alterado para nada el normal funcionamiento de nuestro Ayuntamiento, ni ha propiciado dificultades, ni daños algunos para organismos oficiales, instituciones privadas o personas. No ha provocado actuación alguna delictiva por parte del equipo de Gobierno Municipal, no ha perjudicado a los vecinos, etc., por lo que no se entiende el porqué de generar una situación como la planteada que de no corregirse nos puede llevar a una situación extrema. Y más aún cuando queda demostrado que no ha existido interés alguno en provocar lo ocurrido por parte de la alcaldía.

En más de una ocasión he manifestado que en política “no todo los caminos conducen a Roma”, es decir no todo vale para conseguir lo que se pretende, ni para perjudicar al adversario, que no enemigo, como también he dicho más de una vez.

Hubo un tiempo en el cual en el Ayuntamiento de Bonares las disputas entre los grupos no ponían en peligro los intereses del municipio como ahora parece que ocurre.

Aun así y estando la situación como está, siempre se ha dicho que “después de la tempestad viene la calma” y por ello si se quiere aún se está a tiempo de subsanar lo ocurrido.

Unos y otros pueden y deben de tener presente que lo primero a quien deben de servir es a Bonares y a su Ayuntamiento que lo representa.

Otros políticos y en otras esferas que planteen y defiendan otras cosas.

Juan Coronel Martín

Deja un comentario.