Continua la presión sobre los agricultores y precintan 25 pozos en Bonares, Almonte, Lucena del Puerto y Rociana del Condado.

0
635

La Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) ha iniciado esta semana la adopción de medidas provisionales de precintado de 25 captaciones en Huelva, en el entorno de Doñana, y de siete en la Vega del Guadalquivir, en Sevilla, habiéndose actuado ya sobre 17 de estos pozos.

Las intervenciones, que se acometen en colaboración con el Seprona de la Guardia Civil, se llevan a cabo para proteger los recursos hídricos y garantizar los intereses generales, al amparo de lo establecido por la ley, ha informado la CHG en un comunicado.

Las actuaciones consisten en el requerimiento a la propiedad de la extracción de los equipos de bombeo instalados en las captaciones para proceder seguidamente a su precintado.

Las intervenciones en Huelva, en el entorno de Doñana, tienen lugar sobre todo en los términos municipales de Almonte, Lucena del Puerto, Bonares y Rociana del Condado.

Se trata en todos los casos de pozos que no cuentan con derecho al uso privativo de aguas, ubicados fuera del suelo considerado agrícola regable en el Plan de Ordenación de Recursos de la Corona Norte de Doñana y que están incursos en procedimientos sancionadores por detracciones ilegales de agua, por lo que las medidas ejecutadas evitan que continúen las infracciones detectadas en masas de agua declaradas en riesgo y ante una situación agravada por la fuerte sequía.

Hasta el día de hoy se han precintado ya 13 de los 25 pozos previstos, y sobre el resto se actuará durante los próximos días de este mes de julio.

Además, y en paralelo a estas intervenciones, la CHG ha procedido a inspeccionar y levantar acta sobre otras captaciones existentes en la misma zona.

Actuaciones también en la Vega de Guadalquivir

Por otro lado, la CHG ha actuado esta semana sobre cuatro captaciones de las siete programadas en municipios de la Vega del Guadalquivir en Sevilla, especialmente en Alcolea del Río y Villanueva del Río y Minas.

Esta intervención es fruto de la investigación que desde hace un año realiza la CHG con el Seprona sobre el uso irregular de aguas superficiales y subterráneas para riego de cítricos y, en menor medida, olivar en esta zona de la provincia de Sevilla, operación que ha permitido detectar el riego ilegal de decenas de hectáreas.

Asimismo, también con la asistencia y colaboración de la Guardia Civil y bajo autorización judicial de entrada en la propiedad, la CHG ha procedido a la ejecución forzosa subsidiaria consistente en la retirada de tuberías y todo elemento que permita la captación abusiva de aguas subterráneas en dos pozos en la finca Partido de Resina, en Aznalcázar, en una masa de agua declarada en riesgo.

La resolución del organismo de cuenca sobre esta intervención ha sido confirmada mediante sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía en Sevilla.